¡EUFORIA!, DURANTE EL XIII FESTIVAL NACIONAL DE TRÍOS

Compartir

 

img-20171021-wa0050

Euforia y solo euforia vivieron cerca de 400 personas en Casa Paragüitas en la noche del viernes 20 de octubre, en desarrollo del XIII Festival Nacional de Tríos, organizado por la Casa de la Cultura Piedra del Sol y el apoyo de la Alcaldía de Floridablanca.

Durante tres horas y media, entre las siete y las diez y media de la noche de este viernes, el numeroso público no cesó de cantar al ritmo de las melodías que tocaron los siete tríos invitados de Bogotá, Pasto y Bucaramanga, los cuales desfilaron por el palco principal del mencionado recinto, coordinados por el maestro de ceremonia, el coleccionista de música antigua Omar Mateus Buenahora.

RESPUESTA ESTIMULANTE A LA COMUNIDAD

Si la comunidad ayuda al desarrollo del Municipio, cumpliendo con sus obligaciones, tiene derecho a recibir programas muy buenos, como una contraprestación por el pago de sus impuestos, dio a entender el director de la institución cultural, el periodista y comunicador social Fabio Eduardo Peña Galvis. Reiteró que la comunidad merece respeto y eventos de esta naturaleza. Se busca que en el futuro inmediato Casa Paragüitas «se convierta en el epicentro de actos culturales. También, tendremos una biblioteca, cafetería, exposiciones de pintura y talleres. Habrá aquí una actividad constante», acotó.

Peña Galvis invitó a los asistentes, en nombre del alcalde Héctor Guillermo Mantilla Rueda, a participar en las ferias y fiestas del bicentenario de Floridablanca, previstas para comienzos de noviembre próximo. Finalmente, les dio las gracias por hacer presencia en la noche del viernes a este XIII Festival Nacional de Tríos.

LAS VOCES EN EL TRÍO DE MÚSICA

Por otra parte, Mateus Buenahora explicó la forma como nació este Festival de Tríos, en los clubes Unión y de Profesionales, de Bucaramanga. «Un trío no es lo que nos suponemos o imaginamos. Tener una primera voz en un dueto o un trío es fácil. Lo difícil y complicado es tener la segunda voz en un dueto o trío, porque tener la tercera voz es muy distinto».

En cuanto a las tres guitarras, destacó que «la primera es la guitarra armonizante, la segunda es la marcante o del bajo y hace el ritmo; y la tercera es la de puntera, la que da más sonido, la hace más fuerte y la melodía más completa». Añadió que armonizar las tres voces es muy difícil y diferente a la conformación de un dueto.

SUENAN LAS GUITARRAS Y EMPIEZA LA EUFORIA

El XIII Festival de Tríos comenzó con el sonido de guitarras y con ello empezó la euforia del público, que aplaudió las diferentes melodías que tocaron y cantaron. El primero en desfilar fue el grupo Los Zafiros, que interpretó: Perdón, Aunque lo niegues, Propiedad privada, popurrí mexicano (México lindo y querido, Cielito lindo, Guadalajara). Continuó Star Trío, que tocó Bésame mucho, Flor de azalea, Un siglo de ausencia, Sin ti y Una noche loca. Después actuó el Trío Nostalgia con su repertorio No es que me arrepienta, Temeridad, Como se adora el Sol y Soy colombiano. Más adelante actuó El portillo de la luz, con estas canciones: Te quiero mucho, No puedo vivir sin ti (aquí cantó la vocalista Paola Villamizar), Me quedaría toda la vida contigo, Ódiame, Alma mía y Zorba el griego.

En un intermedio del programa se presentaron los representantes de la empresa Copricó, que bailaron danza y torbellino. Después intervinieron, en este orden, Trío Nueva Imagen, que interpretó: Déjame quererte con locura, Fuego bajo tu piel, Campanitas de cristal, Ahora seremos felices, Vivo enamorado de ti, Piel canela, El amor más grande del planeta y Cielito lindo. Luego, Onix trío cantó: Olvido, El carretero, No, no, no qué va, María Cristina y Fiesta de los ratones. El XIII Festival lo cerró Motivo 3 Trío, con estas melodías: La primera noche, Mujer divina, El regreso, La familia Andrés, Lágrimas negras, Aunque me cueste morir e Idilio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Traducir »